Indicador ADX

Indicador ADX

ADX indicator

El Indicador ADX

Una de las claves en el trading es conocer si el mercado está desarrollando una tendencia definida, alcista o bajista, o por el contrario, si el mercado está evolucionando de manera lateral, sin un impulso claro.

Un operador que sepa interpretar el comportamiento del mercado estará en mejores condiciones para poder adaptar su estrategia de trading o, lo que es lo mismo, para poder emitir las órdenes de mercado más adecuadas en cada momento. Si pudiera anticiparse a una tendencia alcista, el trader podría comprar un activo para obtener ganancias de él. Y, si pudiera notar una tendencia bajista en el futuro, podría vender sus posiciones para evitar las pérdidas.

Como es conocido, operar en el sentido de una tendencia fuertemente definida podría reducir el riesgo del trading y aumentar el posible beneficio.

El análisis técnico dispone de herramientas específicas para poder identificar la situación del mercado en cada momento y para poder determinar la fortaleza de una tendencia.

Una de las herramientas más utilizadas para este fin es el indicador ADX. De hecho, el ADX es el indicador que se suele usar para confirmar, en última instancia, la formación de la tendencia de un mercado.

¿Qué es el indicador ADX?

El ADX es un indicador técnico que se encuadra dentro de los denominados osciladores. Al ser un oscilador su valor se mueve dentro de un rango definido, entre 0 y 100.

La característica más importante que debe conocerse del ADX es que, a diferencia de otros indicadores como el estocástico, el ADX no identifica si una tendencia es alcista o bajista. Lo que determina el ADX es la fortaleza de una tendencia. Por tanto, una tendencia fuertemente alcista o bajista presentará los mismos valores en este indicador, y lo mismo sucederá con tendencias débiles en cualquiera de los dos sentidos.

Por este motivo, el ADX es el indicador que se utiliza para determinar si un mercado está en una situación lateral, oscilando en un rango determinado o, por el contrario si ese mercado está comenzando una nueva tendencia.

Sin embargo, también se suelen añadir dos indicadores que complementan al ADX. Uno es el indicador direccional positivo y otro es el indicador direccional negativo. En conjunto, ambos ayudan a descubrir si la tendencia es alcista o bajista.

El cálculo del ADX se basa en un promedio móvil de la expansión del rango de precios de un activo en un período de tiempo determinado. Normalmente se utiliza como período de cálculo 14 días.

El ADX se puede usar en cualquier producto que se cotice en un mercado financiero como acciones, CFDs o pares de divisas.

El ADX se representa como una línea cuyos valores oscilan entre 0 y 100. Cuanto mayor sea el valor que indica el ADX mayor será la fortaleza de la tendencia del precio.

De la misma manera, valores bajos indican tendencias débiles o incluso ausencia de tendencia. En la siguiente tabla se representan los valores de referencia habitualmente utilizados cuando se emplea este indicador:

Valor del ADX Fortaleza de la tendencia
0-25 Ausencia de tendencia
25-50 Tendencia fuerte
50-75 Tendencia muy fuerte
75-100 Tendencia extremadamente fuerte

¿Para qué sirve el ADX?

El ADX es un indicador clave para adaptar las estrategias de trading en cada momento.

Un ADX por debajo de 25 es indicativo de que el precio de un activo se está moviendo sin tendencia definida.

Si el ADX se mantiene durante un tiempo por debajo de este valor, es muy probable que el precio del activo termine oscilando dentro un intervalo determinado, con un patrón definido. En este caso un operador podrá sacar ventaja de este movimiento aplicando estrategias de trading de rango, principalmente a corto plazo, al saber que es poco probable que el valor se despegue de sus últimas cotizaciones.

Cuando el ADX se sitúe por encima de 25, el operador cambiará su anterior estrategia de rango y aplicará estrategia de trading basadas en el seguimiento de tendencias.

En el siguiente gráfico se puede ver un ejemplo del comportamiento del ADX y de su utilidad para establecer estrategias de trading.

El gráfico representa la cotización diaria del EUR/USD. El ADX se representa en la parte inferior del gráfico mediante una línea negra continua. Sobre la representación gráfica del ADX, se ha dibujado una línea horizontal de trazo discontinuo que corresponde con un valor de 25 para el ADX.

adx gráfico

Como se puede ver en el gráfico, la tendencia alcista que comenzó en enero del año 2018 tiene su reflejo en el ADX. El indicador superó el valor de 25 a comienzo del año y llegó hasta 60 los primeros días de febrero. En ese momento el ADX comenzó a bajar, señalando un progresivo deterioro del impulso ascendente del precio.

Este descenso llevó al ADX a estabilizarse durante un tiempo en torno a 5. Como se ha indicado anteriormente, una estabilización del ADX durante un tiempo determinado en valores inferiores a 25 es indicativo de que el precio se está moviendo en un intervalo determinado.

Esto se puede ver en el siguiente gráfico, en el que se han representado mediante dos líneas verdes horizontales los límites de dicho intervalo. Con el ADX estabilizado en valores tan bajos, un operador podría haber empleado estrategias de rango tomando en consideración estos límites.

En el gráfico también se ha señalado con una flecha de color naranja el momento en el que el par EUR/USD rompió a la baja el rango establecido, entre los meses de abril y mayo. Como se puede comprobar, esta rotura estuvo precedida de un aumento del ADX, confirmando en este caso el establecimiento de una tendencia bajista.

adx gráficos

La rotura de la tendencia bajista también fue acompañada de una señal en el ADX. Como se puede ver en el gráfico siguiente, en el momento en el que el precio rompió la línea directriz bajista, dibujada en color verde, el ADX volvió a girar a la baja, demostrando la pérdida de fortaleza de una tendencia y antecediendo los movimientos oscilantes dentro de un rango menor.

ADX indicator gráficos

¿Cómo saber si una tendencia será alcista o bajista?

A diferencia de otros indicadores, el ADX toma valores que no expresan la dirección de la tendencia, sino solo su fortaleza. Es decir que, si el valor de una acción desciende a la misma velocidad en la que otra sube, entonces su ADX será similar.

Esto puede ser un riesgo si solo se toma en cuenta ese valor. Si un trader detecta una tendencia fuerte y supone que será alcista, puede decidir invertir en él. Pero si, a fin de cuentas, el valor sufrió una tendencia bajista, el operador habrá perdido su dinero. Lo mismo podría suceder de forma contraria: un trader puede vender sus acciones esperando una tendencia bajista, y perderse las ganancias luego de que el valor haya aumentado.

Por eso, al ADX se lo suele complementar con dos líneas en su gráfico. Estas son el indicador direccional positivo (+DI) y el indicador direccional negativo (-DI). Generalmente, sus líneas se representan con color verde y rojo, respectivamente, para diferenciarlas de la línea negra del ADX.

De forma similar al propio ADX, los indicadores direccionales también muestran la fortaleza de una tendencia. Por lo que, probabilísticamente, la dirección estará dada por cuál de los dos presenta un valor superior.

Por ejemplo, al detectar un aumento en el valor del ADX, un trader querrá saber qué dirección tomará la tendencia, para actual al respecto. Entonces, mirará la evolución de las líneas de los indicadores. Si el indicador direccional positivo (+DI) se encuentra por encima del negativo (-DI), esto le dará la pauta de que la tendencia será alcista.

Un gráfico como este le advertirá al operador que la tendencia que se está por formar en ese activo será, con mayor seguridad, alcista. Por lo tanto, su decisión se orientará a sacar beneficios de ese aumento en el valor. Podrá invertir en él con mayor confianza y obtener las ganancias que se deriven de esa posición mantenida durante la tendencia positiva.

En caso contrario, se da de igual manera. Una tendencia bajista podrá ser anticipada por el trader si observa que, al aumentar la fortaleza del ADX, indicando una tendencia futura, el indicador direccional negativo (-DI) supera la positivo (+DI). Esto se ve en el siguiente gráfico.

En este caso, el operador buscará no sufrir las pérdidas derivadas de la tendencia bajista de aquel valor. Por lo tanto, se orientará a deshacerse del activo durante su pérdida de valor.

Estrategias de trading con el indicador ADX

A lo largo del ejemplo anterior se ha mostrado la utilidad del ADX en el trading . Esta utilidad se resume a continuación:

  • Determinar la fortaleza de una tendencia.
  • Identificar cambios de tendencia.
  • Identificar movimientos del precio en rangos definidos.

La información que proporciona el ADX permite usar este indicador para definir estrategias de trading. A la hora de definir estas estrategias es importante señalar que el ADX debe utilizarse siempre de manera conjunta con el estudio del comportamiento del precio del activo sobre el que se esté operando.

El estudio conjunto del comportamiento del precio y del ADX es la mejor manera de obtener el máximo resultado de este indicador. Esto se debe a que el ADX aporta información adicional al mero análisis de precios, como por ejemplo:

  • Anticipación de una posible rotura de una tendencia si el ADX comienza a disminuirdisminuir, aunque el precio todavía no señale un cambio de momento.
  • Señal de una rotura de rango, con la consiguiente oportunidad de trading.

Hay que tener en cuenta que, por lo general, después de que un activo se mueva dentro de un rango determinado suelen aparecer tendencias muy fuertemente definidas. La tendencia bajista del ejemplo que se ha explicado sobre el par EUR/USD es una prueba de ello.

Esto se debe a que, mientras que el precio se ha movido, se ha consolidado un rango, pero, a la vez, se ha producido un equilibrio entre compradores y vendedores. Cuando este equilibrio se rompe, se altera la igualdad entre la oferta y la demanda y se crea un fuerte impulso en el precio, que será en un sentido o en otro en función de la fuerza predominante del mercado. Por lo tanto, la dirección de la tendencia se dará por la forma que haya tenido ese desequilibrio: si resulta que hay más demandantes que oferentes, la tendencia será alcista y, si hay más oferentes que demandantes, la tendencia será bajista.

Una de las principales amenazas de cualquier operador que desee obtener un beneficio de una situación de rotura de rango es que se produzca lo que se denomina una “rotura en falso”.

  • Si la rotura del rango coincide con una subida del ADX de menos de 25 a más de 25, el movimiento del precio es lo suficientemente fuerte como para continuar en la dirección en la que se produce la ruptura.

En el ejemplo comentado del par EUR/USD se comprueba esto. Como se puede ver en la imagen la rotura bajista del rango señalado vino acompañada de un movimiento del ADX de menos de 25 a más de 25, confirmando que no se trataba de una “rotura en falso”.

Teniendo en cuenta esto, un operador podría haber abierto una orden de venta del par EUR/USD para sacar partido del movimiento bajista.

adx indicator gráfico