¿Qué es una tendencia?

¿Qué es una tendencia?
¿Qué

Definición de Tendencia – ¿Qué es una Tendencia?

Por definición, una tendencia es la dirección general en la que se mueven los valores del mercado o el precio de un activo. Las tendencias pueden ser al alza (bullish), a la baja (bearish) o laterales (flat). No existe un plazo específico para que una dirección se considere una tendencia, pero en general, cuanto más tiempo se mantenga la dirección, más cualificada se vuelve la tendencia.

Identificar una Tendencia

La forma más fácil de identificar las tendencias es observar la acción del precio bruto de un activo. Los traders de “acción del precio” (technical) creen que la información proporcionada por las velas (candelstick) es suficiente para descifrar el mercado. Después de todo, dicen que ‘las velas se agotan para dar luz a los hombres’. Se puede identificar una tendencia alcista cuando el precio del activo alcanza constantemente máximos y mínimos más altos, mientras que una tendencia bajista se produce cuando el precio está alcanzando mínimos y máximos más bajos. La tendencia es lateral u horizontal cuando el precio oscila entre niveles fijos de soporte (el borde inferior) y de resistencia (el superior). Las distintas tendencias tienen características diferentes en cuanto a dirección, velocidad o impulso.

Las tendencias de distinta naturaleza pueden coexistir juntas y no tienen por qué contradecirse. Esto significa que es posible tener tendencias dentro de las tendencias. No existe una única tendencia correcta de ningún activo subyacente, a menos que se considere en el contexto de una escala de tiempo definida. Es posible que un gráfico diario de un activo subyacente muestre que la tendencia es alcista, pero cuando se amplía a marcos temporales más pequeños, como los gráficos de una hora o de 30 minutos, la tendencia puede verse como bajista.

Piensa en una tendencia como una marea del océano que sube y baja. Cada marea se compone de olas y ondas más pequeñas. Una marea que ha estado subiendo durante la última hora puede estar formada por olas y ondas que han estado bajando en los últimos minutos. Por eso las mareas ascendentes acaban cayendo y las descendentes acaban subiendo. En el trading, el marco temporal es muy importante cuando se busca identificar y aprovechar cualquier tendencia. Por eso los traders realizan análisis de múltiples marcos temporales. Obviamente, las tendencias en los gráficos de plazos más largos han tenido mucho tiempo para desarrollarse y se necesitará un esfuerzo mucho más significativo para que cambien de rumbo que las tendencias en los gráficos de plazos más cortos. No obstante, siempre puede operar la tendencia según su escala de tiempo, así como los objetivos de precio y el apetito de riesgo.

Utilizar la Acción del Precio para Identificar una Tendencia

Los mercados en tendencia (tendencias alcistas y bajistas) son ideales para los traders de swing que pueden establecer objetivos de precios amplios, mientras que los mercados de rango limitado (laterales) son adecuados para los scalpers y day traders que buscan ganancias rápidas estableciendo objetivos de precios cortos. Para elegir los puntos óptimos de entrada y salida en una tendencia, los traders de acción del precio utilizan líneas de tendencia y canales. En una tendencia alcista, se traza una trendline a partir de un swing low concreto, conectándolo con otro mínimo de sucesivo pero superior, y proyectando la línea hacia el futuro. La línea actúa entonces como una línea de soporte dinámico, con puntos de entrada de posición de compra óptimos identificados cuando el precio toca o se acerca a la trendline. Lo contrario también se aplica en una tendencia bajista, en la que se traza una línea de tendencia desde un máximo de oscilación (swing high) concreto, conectándolo con otro máximo de oscilación sucesivo pero inferior (lower swing high) y proyectando la línea hacia el futuro. La trendline actúa entonces como una línea de resistencia dinámica, con puntos óptimos de entrada de la posición de venta identificados cuando el precio toca o se acerca a la línea.

En los mercados de rango limitado, las trendline se dibujan como líneas horizontales a lo largo de zonas de soporte y resistencia claramente definidas. Los traders tratarán de colocar órdenes de compra cuando el precio esté en la línea de soporte o cerca de ella y órdenes de venta cuando el precio esté en la línea de resistencia o cerca de ella. Las trendline son una de las mejores guías para el trading estructurado de la acción del precio. Dicho esto, el precio nunca se mueve de manera uniforme y es importante ajustar siempre las trendline para que sean capaces de ofrecer ideas o señales prácticas de trading. Como se mencionó anteriormente, hay tendencias dentro de las tendencias y esto significa que, en un momento dado, puede haber múltiples trendlines en funcionamiento.

Una tendencia alcista puede estar formada por múltiples ‘tendencias alcistas (uptrends)’ o incluso por algunas ‘tendencias bajistas(downtrends)’. Al utilizar las trendlines, es importante observar su gradiente o pendiente. Cuanto más pronunciada sea la pendiente, más trascendental será la tendencia. Sin embargo, las trendlines más pronunciadas se rompen más fácilmente que las menos pronunciadas. En algunos casos, siempre es aconsejable trazar las trendlines que ‘mejor se ajusten’ y no preocuparse demasiado por seguir cada mínimo (swing low) o máximo (swing high) de las oscilaciones. De este modo, se pueden pasar por alto los precios extremos o spikes para tener una guía práctica de precios en el mercado. Dado que las trendline actúan como una guía, es importante buscar siempre las convergencias con otras señales de acción del precio. Algunas de las mejores señales de acción del precio que complementan a las líneas de tendencia son los patrones de velas y los gráficos de líneas.

Los patrones gráficos permiten a los traders descifrar la acción de los precios brutos en el mercado. Ayudan literalmente a los traders a seguir las tendencias de la oferta y la demanda en el mercado a través del precio y el tiempo. Los patrones gráficos muestran 3 señales principales: Continuación de tendencia (trend continuation), Reversión de la tendencia (trend reversal) y Neutralidad de la tendencia (trend neutrality).

  • Los patrones gráficos de continuación se forman en los mercados con tendencia, y señalan que la tendencia predominante probablemente continuará. Algunos patrones de continuación populares son las cuñas direccionales y las banderas.
  • Los patrones gráficos de reversión también se forman en los mercados con tendencia, pero señalan que la tendencia predominante está perdiendo impulso y que está a punto de producirse una inversión. Algunos patrones gráficos de inversión populares son la cabeza y los hombros, así como los dobles fondos.
  • Los patrones gráficos neutrales pueden formarse en cualquier mercado para señalar que está a punto de producirse un gran movimiento de precios, pero no proporcionan ninguna señal direccional. Un patrón neutral popular es un triángulo simétrico.

Pero no todos los traders aman su gráfico de trading ‘raw’. Hay otras formas “sofisticadas” que los traders utilizan para determinar y negociar las tendencias en el mercado. A continuación, se presentan algunas de las principales herramientas de análisis técnico utilizadas para calificar las tendencias.

Análisis Técnico – Indicadores de Seguimiento de Tendencias

Mediante el uso de indicadores de análisis técnico podrá identificar, definir y confirmar las tendencias en el mercado. Estos indicadores se utilizan para comprobar las tendencias pasadas y para anticipar los movimientos futuros. Algunos ejemplos de indicadores técnicos son las Medias Móviles (Moving Averages), el Relative Strenght Index (RSI), el indicador ADX y los Osciladores Estocásticos. Las estrategias de trading de tendencias, que también incluyen reglas de gestión de las operaciones, así como puntos de entrada y salida, suelen utilizar uno o varios indicadores de seguimiento de tendencias para orientar las decisiones de trading diarias.

Moving Averages

Moving Averages o Medias Móviles son la herramienta de análisis técnico más antigua y sin duda, la más popular. No solo ayudan a establecer la dirección de la tendencia, sino también el impulso de la tendencia y los posibles cambios de tendencia. Las medias móviles son fáciles y prácticas de utilizar en las operaciones de tendencia. Existe una tendencia alcista si los precios están por encima de una media móvil, mientras que existe una tendencia bajista si los precios están por debajo.

Cuanto más pronunciada sea la pendiente de una media móvil (moving average) más trascendental será la tendencia y viceversa. Las medias móviles múltiples también pueden combinarse para ayudar a los traders a confirmar las tendencias, así como a calificar las inversiones. Cuando la media móvil más rápida está por encima de la más lenta, se confirma una tendencia alcista; y cuando la media más rápida está por debajo de la más lenta, se confirma una tendencia bajista. Un cruce de medias móviles también puede indicar un cambio de tendencia. Por ejemplo, en una tendencia alcista, se producirá un cruce de inversión de tendencia cuando la media móvil más rápida cruce la más lenta a la baja.

Indicador de Fractales de Bill Williams

Dicen que los mercados son fractales por naturaleza, que en medio del caos, hay patrones repetitivos, que, si se descifran con precisión, pueden ayudar a identificar oportunidades lucrativas. El Indicador Fractal de Bill Williams es un indicador visual que ayuda a los traders a observar el movimiento cíclico del mercado y a elegir buenos puntos de entrada en los mercados en tendencia, así como a detectar con suficiente antelación los posibles cambios de tendencia. El indicador imprime fractales de compra y venta en un gráfico. Un fractal de compra es una flecha impresa por encima del precio. Actúa como un punto de resistencia y los traders confirmarán la existencia de una tendencia alcista cuando el precio cierre por encima del fractal de compra. Del mismo modo, un fractal de venta es una flecha impresa por debajo del precio. Actúa como un punto de soporte y los traders confirmarán una tendencia bajista cuando el precio cierre por debajo del fractal de venta. Aunque no es definitivo a la hora de dar señales de trading, ‘el indicador Bill Williams Fractals’ es más que efectivo para establecer fácilmente la dirección de la tendencia. Simplemente observando los fractales, los traders pueden determinar si la condición de mercado predominante es una tendencia alcista, una tendencia bajista o incluso un mercado lateral.

Indicador ADX

El Índice Direccional Medio (ADX) es un popular oscilador que ayuda a identificar la dirección de la tendencia, así como el impulso de esta. Oscila entre los valores 0 y 100. El ADX también tiene el +DI (línea verde) y el -DI (línea roja). Cuando el +DI está por encima del -DI, señala una tendencia alcista y cuando el -DI está por encima del +DI, señala una tendencia bajista. Cuando las líneas están cerca la una de la otra, indica un mercado en rango. También es importante observar la línea central (valor 50). Cuando el ADX está por encima de 50, implica una tendencia fuerte; por debajo, implica que la tendencia predominante está perdiendo fuerza, lo que podría ser una señal temprana de un posible cambio de tendencia o del inicio de un mercado de rango.

Indicador RSI

El RSI (índice de fuerza relativa) es un popular indicador de impulso utilizado para determinar la fuerza de la tendencia. Es un oscilador que muestra las condiciones de sobrecompra y sobreventa en el mercado, pero también puede utilizarse para evaluar la fuerza de las tendencias. El RSI oscila entre 0 y 100, y las lecturas de 30 y 70 muestran condiciones de sobreventa y sobrecompra, respectivamente. Sin embargo, en las operaciones de tendencia, los traders observan la línea central en 50. Cuando los precios están por encima de 50, implica que el mercado subyacente está en una fuerte tendencia alcista; mientras que los precios por debajo de 50 implican que el mercado subyacente está en una fuerte tendencia bajista.

¿Qué Crea y Mantiene las Tendencias?

Es importante ser capaz de identificar las tendencias y operar con ellas, pero también es vital entender lo que les da forma y las mantiene. Los principales factores que influyen en las tendencias son los factores fundamentales del activo financiero subyacente y el sentimiento del mercado. Como ejemplo de factores fundamentales, la tendencia de una acción puede ser un reflejo de la fortaleza económica de una empresa. Si sube, puede deberse al éxito de la empresa en la ejecución de su plan de negocio o a una proyección de mayores ingresos y márgenes de ganancias en el futuro. En lo que respecta a las divisas, una moneda puede gozar de fortaleza o experimentar debilidad en función de los tipos de interés del país subyacente, al empleo, comercio y a otros factores económicos. Los técnicos también pueden crear y mantener una tendencia. Las acciones colectivas de los traders técnicos pueden definir zonas de soporte y resistencia.

Por ejemplo, si el precio de una tendencia alcista supera un nivel de resistencia definido, los técnicos se sentirán inspirados para sumarse al movimiento o para aumentar sus posiciones. Esto alimentará la demanda, que impulsará aún más la tendencia alcista, incluso sin ningún cambio notable en los fundamentos subyacentes. Las emociones humanas también pueden impulsar las tendencias del mercado. El miedo, la codicia y la confianza son las principales emociones que influyen en la actividad de los traders y en conjunto, pueden determinar el sentimiento que prevalece en el mercado. Si los participantes en el mercado tienen miedo de forma colectiva, el sentimiento del mercado será negativo y, en consecuencia, habrá una presión bajista en el mercado. Por otro lado, si tienen confianza colectiva (o incluso avaricia), habrá un sentimiento de mercado positivo y en consecuencia, una tendencia alcista.

Trading Eficaz en la Tendencia

No basta con elegir buenas oportunidades de negociación en una tendencia; en última instancia, el éxito de cualquier posición vendrá determinado por el punto de salida. Cuando se opera sobre la base de la acción del precio en bruto combinada con las trendlines, los objetivos de precio serían ideales cuando se utilizan canales. Los canales son esencialmente trendlines paralelas trazadas, de manera que la acción del precio esté contenida dentro de los límites de la trendline. Los canales son ideales para colocar objetivos. Por ejemplo, en una tendencia alcista, la línea superior representa las zonas en las que el precio puede empezar a retroceder o bajar, y este sería un buen nivel para salir de una orden de compra. La herramienta de Fibonacci también es vital para el trading de tendencia. La herramienta dibuja dos tipos de líneas: Los retrocesos de Fibonacci y las extensiones de Fibonacci.

Mientras que los retrocesos de Fibonacci ayudan a los traders a elegir los puntos óptimos de entrada en los mercados con tendencia, los niveles de extensión de Fibonacci intentan mostrar hasta dónde puede llegar el precio. Como tal, las extensiones de Fibonacci pueden utilizarse para colocar puntos de objetivos de precios definitivos, o el precio de salida. Los traders también pueden salir de sus posiciones utilizando señales de acción del precio en bruto, por ejemplo, patrones de velas de inversión, como el doble fondo, en los mercados de tendencia alcista. La salida de las posiciones comerciales puede hacerse manualmente o mediante órdenes de stop loss y take profit. Las órdenes de take profit reservan una cantidad predeterminada de ganancias fuera del mercado y se aplican mejor utilizando herramientas, como los canales y las extensiones de Fibonacci, tal y como se ha comentado anteriormente.

Por otro lado, los stop-loss son órdenes que cierran su posición cuando los precios se mueven en su contra, para protegerle de nuevas pérdidas. Los stop-loss son una importante herramienta de gestión del riesgo porque evitan pérdidas catastróficas. La desventaja de aplicar una estrategia de stop-loss es que a veces las órdenes pueden bloquearle una posición que de otro modo habría sido rentable si no la hubiera cerrado. Esto significa que es importante establecer los mejores puntos para colocar los stop-loss.

Existen diferentes tipos de stop-losses que los traders pueden utilizar en el mercado, como los stop-losses estándar y los trailing stops. Los stop-loss estándar se utilizan mejor en mercados volátiles que pueden volverse caóticos, como durante la publicación de noticias. Liquidarán su posición cuando se alcance el precio establecido. Los trailing stops, por el contrario, son órdenes de stop-loss móviles que se fijan por debajo o por encima del precio de mercado. Son ideales para hacer trading en mercados con tendencia, ya que bloquean las ganancias a medida que los precios avanzan en su dirección.

Conclusión

Es cierto que ‘la tendencia es su amiga…. hasta que termine’. Pero el final de una tendencia no tiene porque sorprenderle. Con la aplicación adecuada de las técnicas de acción del precio y las útiles estrategias basadas en indicadores anteriores, los traders se asegurarán de operar con el flujo, siempre siguiendo las señales del mercado. Si además es un buen amigo, ¡la tendencia le recompensará!

¿Qué es una Tendencia? – Principales Preguntas Frecuentes

  • ¿Funciona el Trading de Tendencias?

    El trading de tendencias ha funcionado desde que existen los mercados, continúa funcionando hoy y funcionará bien en el futuro por una simple razón: las tendencias existen, se pueden identificar y una vez identificadas, se pueden negociar para obtener ganancias, aunque por supuesto, los riesgos también existen. Naturalmente, no hay forma de saber cuándo comenzará una tendencia o cuándo terminará, pero hay formas de identificarla mientras ocurre y una vez que pueda hacerlo, también podrá capturar una parte de esa tendencia en un base bastante regular.

     
  • ¿Cuánto dura una Tendencia?

    La verdadera respuesta es que las tendencias duran lo que duran. No es nuestro trabajo saber cuánto dura una tendencia. Nuestro trabajo es identificar las tendencias, capturar parte de la tendencia para obtener una ganancia y salir antes de que la tendencia llegue a su fin y se invierta. Tenga en cuenta que las tendencias son muy variadas. Hay tendencias alcistas y bajistas, e incluso tendencias laterales. Hay tendencias que duran 5 años o más, tendencias que duran un año o menos, e incluso tendencias que se producen en una sola sesión de trading. Eso es lo que dura una tendencia.

     
  • ¿Cómo saber si una Tendencia se Invierte?

    Un mercado en una tendencia alcista hará continuamente máximos y mínimos más altos. Un mercado en una tendencia bajista hará continuamente máximos y mínimos más bajos. Cuando vea que estas condiciones terminan, sabrá que la tendencia también está llegando a su fin. Por lo tanto, en una tendencia alcista, si el precio no logra hacer un nuevo máximo más alto o si cae por debajo del último mínimo y hace un mínimo más bajo, usted sabe que la tendencia está llegando a su fin y que pronto se invertirá.

     

Abra su Cuenta de Trading en AvaTrade o Pruebe nuestra Cuenta Demo sin Riesgo.