VIX - the CBOE volatility index trading at AvaTrade

¿Qué es el VIX?

El Índice de Volatilidad (VIX, en inglés) se considera el principal indicador de la volatilidad del mercado de valores y del estado de ánimo de los inversores. Es un medidor de las expectativas a corto plazo del mercado acerca de la volatilidad de los precios de las acciones del índice S&P 500.

Desde su creación en 1993, el índice ha crecido hasta convertirse en el estándar para medir la volatilidad del mercado de valores en EEUU. Esto le ha valido el sobrenombre de ‘índice del miedo’ y ‘medidor de miedo’.

En 2003, animados por la creciente importancia del índice, sus impulsores actualizaron el VIX para reflejar su estatus como referente. Ahora, el VIX se basa en otro índice mayor, el S&P 500, permitiendo una visión más precisa de la volatilidad prevista en el mercado.

¡Abra su cuenta de trading en AvaTrade o pruebe la cuenta demo gratuita y libre de riesgos!

Entendiendo el VIX

Como medidor de volatilidad que es, el VIX generalmente refleja el miedo o la complacencia de los inversores. El valor indicativo típico es 30. Cuando el VIX se sitúa por encima de 30, significa que la volatilidad es alta, lo que implica que existe miedo en el mercado. Por otro lado, cuando está por debajo de 30, muestra complacencia, es decir, menos tensión en los mercados.

En épocas de alta volatilidad, los inversores normalmente se muestran más cautos en los mercados, y viceversa. Esto correlaciona inversamente, de forma natural, al VIX con el S&P 500. Cuando el S&P 500 baja, el mercado interpreta esto como miedo, lo que consecuentemente empuja al VIX hacia arriba.

Con todo, el VIX mide la volatilidad, y no indica necesariamente la dirección futura del mercado. Históricamente, el VIX alcanzó su máximo de 80,86 el 20 de noviembre de 2008, durante la crisis financiera global. Su mínimo intradía de 8,56 se registró el 24 de noviembre de 2017, probablemente ayudado por el hecho de que se trataba del Black Friday.

VIX Trading Information

  • Símbolo MT4:VXXB
  • Horario de Trading: Lunes-Viernes 08:00-17:00 Hora del Este
  • País: EEUU
  • Divisa: USD

Cálculo del VIX

Al contrario que los índices bursátiles, como el S&P 500, que se calculan utilizando precios de los activos que los componen, el VIX es un índice de volatilidad. Su cálculo incluye la media ponderada de los precios de las opciones de compra y venta del SPX (S&P 500), calculada sobre un rango amplio de precios de mercado, permitiendo estimar la volatilidad a corto plazo de los precios de las opciones.

Como dijimos anteriormente, el único gran cambio en la fórmula se introdujo en 2003, cuando el índice se expandió del S&P 100 para incluir el S&P 500, más amplio. Previamente, para el cálculo del índice solo se tenían en cuenta las opciones monetarias, pero tras la actualización se incluyó un rango más amplio de opciones.

La fórmula del VIX sigue, paso a paso, la siguiente lógica matemática para su computación:

  • Se seleccionan las opciones con fechas de expiración entre 23-37 días
  • Se calcula la contribución de cada opción a la variación total
  • Se calcula la variación total para la primera y la segunda fecha de expiración
  • Luego, se calcula la variación a 30 días, interpolando las dos variaciones
  • Se calcula la raíz cuadrada para obtener la volatilidad como una desviación estándar
  • Finalmente, el VIX es derivado multiplicando la desviación estándar (volatilidad) por 100

El cálculo explica que el VIX es simplemente igual a 100 veces la volatilidad. Por lo tanto, cuando el VIX es igual a 20, básicamente significa que la volatilidad a 30 días es del 20%.

Usar las señales del VIX en el Trading

Patrones Estacionales del VIX

Como el principal ‘barómetro del miedo’, el cuadro del índice VIX es especialmente útil para ver los ciclos del mercado durante el año fiscal. Generalmente, un nivel elevado del VIX denota un aumento del miedo entre los inversores, mientras que un nivel bajo denota complacencia general.

Como dijimos antes, el VIX rastrea la volatilidad implícita basándose en las opciones de mercado. El mercado de valores en general tiene un sesgo a largo plazo, lo que significa que el VIX normalmente muestra movimientos laterales o de descenso gradual. Los niveles bajos sostenidos del VIX alertan a los inversores de una potencial complacencia en el mercado.

Resulta interesante que los descensos del mercado suelen provocar una sobrerreacción de sus participantes, que desean cubrir sus posiciones comprando opciones Put (venta). Esto hace subir el VIX, confirmando el miedo excesivo entre los inversores.

Este repunte del VIX es lo que ayuda a los inversores a reconocer el momento en que el mercado marca un mínimo temporal o definitivo, como anticipo de un movimiento ascendente de precios a largo plazo. Esto es ideal en mercados generalmente alcistas, donde la estrategia se centra en escoger el punto del precio óptimo de entrada de acuerdo con la tendencia general. Al contrario también funciona, con niveles bajos constantes del VIX que denotan complacencia, lo que puede ayudar a los inversores a elegir el momento ideal de salida del mercado

Correlación

El VIX puede también combinarse con otros indicadores de mercado para proporcionar una imagen aún más amplia del sentimiento prevalente en el mercado. La ratio Put-Call (PCR), que refleja el volumen o interés de las opciones Put (venta) abiertas frente a las opciones Call (compra), combina bien con el VIX.

Una ratio de opciones Put-Call mayor que 1 implica un sentimiento pesimista, mientras que una ratio por debajo de 1 implica un sesgo alcista en el mercado. La ratio Put-Call puede utilizarse como herramienta de confirmación para los seguimientos de VIX. Un valor más alto del VIX, junto con una ratio PCR <1, sería una gran señal para los compradores. Igualmente, un VIX bajo unido a una ratio PCR >1 señalaría que el pesimismo bajista va a predominar.

También hay una relación interesante entre el VIX y el VXXB (Futuros ETN a corto plazo del S&P 500). De entrada, el VXXB rastrea los futuros del VIX, no el VIX en sí mismo. Al ser un fondo operado electrónicamente (ETN, en inglés), el VXXB es operable, al contrario que el VIX.

El VXXB ofrece una manera excelente de operar la volatilidad. El VXXB normalmente sube cuando los activos bajan, reflejando un incremento repentino de la volatilidad a corto plazo. Además, el VXXB tiende a exceder los movimientos de los futuros del VIX y, en consecuencia, del mercado en general, especialmente durante períodos alcistas.

Con el VIX como principal medidor del miedo en el mercado, su seguimiento puede ayudar a identificar grandes oportunidades de volatilidad del mercado a través del VXXB, especialmente cuando los pronósticos sobre la evolución global del mercado son inciertos.

Gestión de Riesgo

Además de las señales de trading, el VIX puede ser también una herramienta vital de gestión de riesgo. Los traders prudentes utilizan un sistema variable para calcular el tamaño ideal de las posiciones en el mercado, dependiendo de los niveles existentes de volatilidad.

Como herramienta que proporciona información sobre niveles de posible volatilidad implícita, el VIX puede ayudar a los traders a aplicar una técnica dinámica de medición de posición, que les ayudará a minimizar sus riesgos operacionales y a maximizar sus potenciales recompensas.

Como regla general, en períodos de mayor volatilidad los comerciantes deben operar lotes de menor tamaño; mientras que en períodos de baja volatilidad, se pueden operar lotes de mayor tamaño.

Operando con el VIX

El primer contrato de futuros de VIX operable en los mercados se introdujo el 24 de marzo de 2004. En febrero de 2005, también se lanzaron opciones VIX, que se han convertido en uno de los activos más operados en los mercados de derivados. Debido a la correlación generalmente negativa con el mercado bursátil, las opciones VIX y los futuros han servido de cobertura natural para las posiciones en el mercado de índices y de valores.

Además de los futuros y las opciones de mercado, AvaTrade permite a los inversores operar el VIX de un modo revolucionario. El índice es ofrecido como un VIX ETN Inverso (VXXB), ofreciendo a los traders una oportunidad muy lucrativa de maximizar los beneficios potenciales en un ambiente de riesgos controlados.

Ventajas del Trading de VIX con AvaTrade

Operar VXXB en AvaTrade le ofrece las siguientes ventajas:

¿Está listo para operar el VXXB? ¡Regístrese hoy y disfrute de los beneficios del trading con un bróker regulado y premiado!